A lo largo de 30 años de experiencia en la Clínica médica, la Terapia intensiva y la Endocrinología, llegó a la Medicina Orthomolecular (bioquímica aplicada a la clínica) que logra prevenir patologías que son epidémicas en la actualidad.
Contacto de Prensa
Viviana Foguelman
@PrensaVF
15-5504-6086
www.vfmarketing-prensa.com

Intranet

Paginas de Interes

Redes sociales

Contactos

Lunes, Miércoles y Viernes de 10 a 14hs / Martes y Jueves de 14 a 18hs.
Lugar de atención: Consultorio Palermo,
Tel: 011-4807-7276

Videos Recientes

Por qué es tan importante consumir vitamina C

 

 

La deficiencia de vitamina C, que el organismo no produce ni almacena, puede provocar escorbuto, entre otros males. Además, es fundamental para el desarrollo del organismo.

 

 

La vitamina C es necesaria para proteger al organismo de infecciones y agentes patógenos, entre otras funciones. También previene la aparición de enfermedades como el escorbuto, la cual resulta precisamente del consumo insuficiente de esta sustancia. 

 

 

El cuerpo humano no puede sintetizar este nutriente, también conocido como ácido ascórbico o ácido hexurónico. Entonces, la única fuente para incorporarlo y almacenarlo es la alimentación. 

 

 

 

Se estima que la mayoría los habitantes de las grandes ciudades tiene carencia de esta pequeña molécula de vital importancia para el organismo. Según María Alejandra Rodríguez Zía, especialista en

medicina orthomolecular

 

, esto sucede porque no la consumen a través de los alimentos o bien porque la contaminación ambiental la disminuye, más aún en el caso de los fumadores.

 

 

“Observando lo que sucede en la naturaleza, podemos afirmar que debemos consumir vitamina C en respuesta a cualquiera de las formas de estrés, como lo hacen los animales. Así es que un día que no dormimos bien, que hicimos excesivo deporte o que estamos más estresados, debemos aumentar la dosis de esta sustancia, tanto en cantidad como en frecuencia”, especificó la endocrinóloga.  

El estrés oxidativo al que todas las personas están sometidas en las urbes por respirar el humo de los colectivos y de los autos, implica un consumo muy grande de este nutriente.

Rodríguez Zía recordó que la vitamina C es un agente protector. “Mejora la absorción del hierro presente en los alimentos y contribuye al buen funcionamiento del sistema inmunitario para proteger al cuerpo contra las enfermedades. Además, aumenta la producción de anticuerpos y preserva la oxidación natural del organismo. Es esencial para que el cuerpo fabrique colágeno y necesaria para la cicatrización de las heridas”, enumeró.  

El mal de los marinos  

La deficiencia de esta vitamina durante un largo periodo puede provocar escorbuto. Esta afección se caracteriza por provocar hemorragias, fracturas frecuentes, pérdida de dientes y mal funcionamiento del cuerpo. Sin tratamiento, esta enfermedad puede ser mortal.

El escorbuto fue una epidemia en la Edad Media, que sufrían los navegantes que hacían grandes travesías en barco. James Lind, un cirujano escocés de la Marina Real Británica, demostró por primera vez que esta enfermedad podía tratarse con cítricos. De hecho, observó que la gente cuya dieta era escasa o nula en frutas y verduras era la que padecía de este mal”, aclaró la especialista.

 

 

Beneficios   

» Alto poder antioxidante.

 

 

» Ayuda a desintoxicar el hígado.

 

 

» Interviene en la producción de colágeno.

 

 

» Contribuye a reducir las alergias y previene resfriados.

 

 

» Reduce el tiempo de cicatrización de una herida.

 

 

» Es importante para los huesos, la piel y para que el cuerpo absorba el hierro.

 

 

 

 

Fuentes de vitamina C

* Naranja y limón * kiwi * Frutilla * Sandía * Mango * Miel * Ají * Espinaca * Papa * Pimiento * Rábano * Perejil * Brócoli * Tomate * Coliflor * Repollo * Pimentón dulce * Aceitunas 

 

 

Dosis recomendada 

 

 

» La ingesta diaria recomendada de vitamina C es de 75 mg para la mujer y 90 mg para el hombre.

 

 

» Fumadores, consumidores de alcohol y personas que realizan grandes esfuerzos necesitan una dosis diaria mayor.

 

 

» Una naranja aporta 53 mg promedio.

 

 

» Un kiwi al día aporta la cantidad diaria de vitamina C.

 

 

» Consumir cinco raciones de frutas y verduras diarias cubre la dosis diaria recomendada.

 

 

» Una ingesta de menos de 10 mg al día puede provocar escorbuto.

 

 

Necesaria

 

La falta de vitamina C provoca cansancio, dolores en las articulaciones, escorbuto y contribuye a la degeneración macular en personas mayores.

« Volver

Diseño Web ID
Atención:Tu navegador es muy viejo. Para visualizar correctamente esta página necesitas la última versión de Internet Explorer ó Google Chrome